Etiquetas

, , , , ,

startLock

Mirando en una página web sobre concursos, he encontrado un ejemplo más de cómo la profesión de diseñador sigue estando infravalorada y, en situaciones como ésta, despreciada.

El caso en cuestión consiste en un concurso para diseñar el logotipo y una línea de portadas para la revista interactiva digital “You Rock”. Aparentemente tiene buena pinta, un proyecto interesante, con posibilidades “artísticas”… Pero al leer las bases del concurso y llegar al apartado “premio”…

“Premio Logotipo          

Diseño del logotipo ganador: el logotipo ganador pasará a formar parte de la
imagen de la revista por tiempo indefinido (salvo que por razones que no
podemos imaginar en este momento haya que modificarlo).

Verás tu logotipo en cada portada de la revista que se publique, y en cualquier
otro material promocional, anuncios, comunicaciones, merchandising, etc…

Piensa que podrás sacarle partido poniéndolo en tu currículum y ser el número
1 de entre todos los participantes es algo único.
Tu nombre aparecerá en el interior junto con el logotipo diseñado acompañado
de una entrevista personal que se te hará para darte a conocer y empezar a
hacerte un hueco en este mundo de locos como lo es el del artista o diseñador.

Primer Premio Portada
Diseño de la portada ganadora: la portada ganadora tendrá su lugar en el
primer número de la revista. Tu nombre aparecerá en la portada y en interior
acompañado de una entrevista personal para que tengas la oportunidad de
darte a conocer y hacerte un hueco en el mundo del diseño.

Segundo Premio
Si has sido seleccionado como el segundo ganador del concurso de la portada
entonces, podrás verla publicada en el 2º número de la revista junto con tu
nombre y también se te hará una entrevista para que te des a conocer.”

Señores, ¡esto es de verguenza! La consecuencia lógica de un concurso es que el diseño elegido de publique, para eso se hace. Pero nunca sería el premio. Bueno si, para los que organizan el concurso es un chollo que un “pringao” les haga el trabajo gratis y se contente con verlo publicado (si llegan a publicarlo, claro). Prueben a decirle a un albañil (por ejemplo) que todo el que entre en casa va a poder disfrutar admirando el alicatado del baño y con eso ya está pagado.

Además, cómo te vas a dar a conocer si, para empezar, nadie les conoce a ellos. Ni que fueran la Rolling Stone

Por supuesto, nadie te obliga a participar, pero sólo la propuesta ya es insultante. ¡Qué menos que un simple iPod o 100 € de premio! No sé, algo simbólico… Hay que ser muy, pero que muy miserable para plantear un concurso asi.

Aquí pongo el enlace para aquellos que quieran más información. Yo, ni enciendo el ordenador para una “estafa” de estas características.

Anuncios