Etiquetas

, , , ,

Unas cuantas Royal Surfboards. Pura golosina!!!

Debo reconocer que la mayoría de las veces las tablas me entran por los ojos aunque sé que una tabla, hasta que no la pruebas, no sabes si va bien o no. Quizá si eres Slater puedes tener el nivel suficiente para saberlo antes de entrar al agua, pero la gran mayoría necesitamos dos o tres baños al menos, para adivinarlo.

Algunas veces me he equivocado eligiendo la tabla por su aspecto, colores o diseño en general y, después de sufrir varios baños, he tenido que reconocer la equivocación y venderla.

Pero cada vez tengo más cuidado y busco medidas que me han ido bien anteriormente para después fijarme en su aspecto pero… no puedo evitar quedarme “babeando” con estas bellezas.