Etiquetas

, , , , , ,

La arquitecta italiana Benedetta Tagliabue, responsable de Miralles-Tagliabue (EMBT), está dirigiendo el proyecto del pabellón español para la próxima Expo, que tendrá lugar en Shangai en verano.

En el edificio, que será inaugurado el próximo mes de mayo, se emplearán materiales naturales ecológicamente sostenibles. La fachada contará con el mimbre como principal elemento de revestimiento, jugando con toda su potencialidad técnica, una técnica artesanal de tradición ‘global’ utilizado tanto en Oriente como en Occidente, se convierte en hilo conductor entre España y China.

El pabellón se ha diseñado como una gran estructura de acero tubular recubierta por una piel de mimbre trenzado de distintos colores y texturas, en un afán de aunar los dos conceptos que se prevén clave en el futuro de la arquitectura: tecnología y sostenibilidad. La textura especial del mimbre,  trenzado de forma  tradicional por artesanos españoles, consigue tamizar la luz y crear un espacio abierto pero protegido de la intemperie y demás inclemencias meteorológicas. Además, para que el pabellón pueda aguantar el mal tiempo y las tormentas de la estación estival china, todo el mimbre estará recubierto de un material que lo protegerá de la lluvia.

Los 8.500 m2 totales de planta contarán con dos espacios abiertos para eventos culturales y un área interior para la exposición, cafeterías y demás servicios. El proyecto fue adjudicado a EMBT en 2007 como ganador del concurso público, y su coste total se ha presupuestado en 18 millones de euros :). Antes de su inauguración, el edificio ya ha sido galardonado con el Premi Ciutat de Barcelona, concedido por el ayuntamiento de esta ciudad por su contribución a la proyección internacional de la misma.

Anuncios